19/10/2020

20 años juntos. Leernos tiene sus privilegios !

¿ KICILLOF SIGUE ROBANDO? Con absoluta naturalidad, ARBA realiza otra licitación con un sobreprecio superior al 100 por ciento


Desde el comienzo mismo de la cuarentena, innumerables licitaciones públicas y privadas, contrataciones directas y compras en general llevadas adelante por el gobierno de Axel Kicillof a través de cualquiera de sus organismos, quedaron en el centro de la controversia luego de comprobarse groseros sobreprecios a lo largo del proceso.

En total, son al menos 1.000 millones de pesos al año los que se pierden en pagar de más, en algunos casos hasta duplicando o triplicando los costos reales, por un producto que se consigue mucho más barato a precio de mercado. Las implicancias de este tipo de decisiones por parte de las autoridades bonaerenses prueban ser cada vez más graves, especialmente teniendo en cuenta el contexto económico en el que ocurren.

En plena pandemia, con la economía completamente estancada y ante las primeras desesperadas señales de rebeldía a las normas impuestas por los gobiernos nacionales y provinciales, cualquier gasto de más resulta aborrecible.

En este sentido, la Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires (ARBA), a cargo de Cristian Girard, mano derecha y estrecho colaborador del gobernador Axel Kicillof, aprobó el proceso de compra 382-0095-CME20, para la adquisición de sillas giratorias de cuero ecológico y columnas delimitadoras de metal para formar filas entre los contribuyentes que se acerquen a las oficinas.

Acorde a los datos que se extraen del propio pliego, ARBA comprará unas 100 sillas giratorias tipo Galaxy, regulables en altura y de cuero ecológico. Una búsqueda por internet en sitios de compras generales como, por ejemplo, Mercado Libre, permite acceder al precio unitario y de mercado de cada silla: 5.300 pesos.

Lo habitual en estos casos es que si se compran en cantidad y se entregan directamente al estado, el precio baje significativamente. REALPOLITIK pidió una cotización por cien sillas a uno de los proveedores, que ofreció un precio promedio de entre 4.800 y 5 mil pesos. En total, un gasto que oscila entre los 480 mil y los 500 mil pesos.

El segundo y último ítem que comprará ARBA son doscientas columnas delimitadoras y organizadoras de filas, metálicas, de 90 centímetros de alto, con cinta retráctil.

Nuevamente, una búsqueda rápida por la web logró un presupuesto de 2.499 pesos finales, a precio unitario y de mercado. Consultado por REALPOLITIK, el mismo proveedor aseguró que en una compra de doscientas unidades el precio final oscila entre los 2.100 y los 2.200 pesos. Es decir, un gasto total que va de los 420 mil pesos a los 440 mil.

De este modo, el presupuesto total de ARBA, aprobado por el propio Girard, debiera estar entre los 900 mil y los 940 mil pesos. Sin embargo, el titular del organismo aprobó un presupuesto de 2.350.176 pesos, más del 100 por ciento de sobreprecio y un total de 1.4 millones de más, tirados a la basura o, peor aún, a los bolsillos de algún avivado

 20,556 total views

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com